Cristobal Balenciaga

Una muestra

Fecha

Del jueves 28 de abril al 14 de septiembre

Cristobal Balenciaga

Esta exposición se plantea como la primera ocasión que la obra del modisto Cristóbal Balenciaga, genio de la Alta Costura del siglo xx, se da a conocer en México con cierta profundidad.
Balenciaga tuvo en México a algunas de sus clientas más distinguidas, la actriz María Félix, la celebridad social Gloria Rubio (Gloria Guinness, de casada) y las hermanas Belausteguigoitia, entre otras.

A pesar de ese arraigo del modisto, hasta ahora no se ha presentado una visión global sobre su obra en este país. Ante la demanda directa por parte de diversos museos mexicanos de una exposición con trabajos de indumentaria suyos, se prepara este proyecto que ofrecerá un amplio muestrario de su fértil creatividad. Como objetivo final, se dará a conocer y entienda − tanto al aficionado al arte como al profesional de la confección− su audacia en la concepción de nuevas siluetas, su innovador sentido cromático, la impecable construcción de sus modelos, la extraordinaria calidad de los tejidos que personalmente elegía o la exquisitez de los bordados que adornan sus creaciones.

Para ello se cuenta con la colaboración del Museo Cristóbal Balenciaga, de Getaria, así como de diversos coleccionistas privados que prestarán sus piezas, dando lugar a un contenido exhaustivo que incluirá vestidos, fotografías, infografías, bocetos, videos documentales.
Teniendo en cuenta la importancia de las colecciones de los museos en itinerancia, poseedores de obras maestras del siglo XX en ese país, y que los años durante los que Balenciaga desarrolló su labor coinciden con la gran época de la pintura mexicana y su importante despegue y desarrollo económico, se establecerá un diálogo entre las creaciones del modisto y los retratos de mujeres mexicanas vestidas a la manera que les fue usual en aquellas décadas de los 1930 a 1960. No se trata de establecer paralelismos y similitudes, sino los contrastes y las tendencias estéticas de la época.

Balenciaga fue durante más de treinta años el referente decisivo en la capital internacional para el diseño de indumentaria femenina y otros colegas suyos, como Coco Chanel o Christian Dior, le consideraron su “maestro”, “el mejor de todos nosotros”, el “único verdadero couturier”.

Balenciaga tuvo algunas excelentes clientas en México, como María Félix y Gloria Rubio. Esta exposición permite conocer algunas sobresalientes creaciones del modisto, bien por la presentación directa de algunas de ellas, bien por su representación previa a través de ideas dibujadas o posterior con fotografías tomadas por Manuel Outumuro. No se ha buscado mostrar sólo piezas espectaculares elaboradas con lujosos materiales textiles, sino también vestimentas en las que se manifieste la precisión geométrica de sus cortes y el rigor constructivo de sus diseños, que en su evolución final adquirió la austera simplicidad del minimalismo.